Un sábado de septiembre

Empiezo una hoja en blanco. Septiembre. Muchos cambios. La gente vuelve de las vacaciones. ¡Menos mal! Ya harta de ver en Twitter, Instagram y Facebook fotos de gente viajando, comiditas, piscinas, playas, gatos y no sé qué más. La vida se normaliza. En el fondo estoy deseando que sea así. La mentira de las redes sociales. La apariencia que no es real.

Ha empezado septiembre. Yo reanudo el aperitivo con mis amigas de los sábados y domingos. No hay dios que lo pague. Aunque ellas no lo sepan, es lo que me da la vida. Sí lo saben. La vida recomienza a pesar de haber vivido el agosto más triste de mi vida.

Retomamos la inercia del otoño. Nueve meses evitándolo porque nos acerca al invierno gallego, tristón, frío y, sobretodo, largo. Tendremos que aprovechar el veranillo de San Martín. Me encantan los higos. En realidad, en Galicia tenemos un buen otoño. No hay queja. Nunca me oiréis hablar mal del clima gallego. En el fondo me encanta sentir el aire frasco de estos días de principio de septiembre que invitan a avanzar hacia el colorido otoño.

Recordaremos los atardeceres de finales de agosto.

Autor: nosinmiszapatos

Poco pretendo. Mucho espero. Simplemente compartir y sentirme viva. Mi querencia: los míos.

Un comentario en “Un sábado de septiembre”

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s